Imagen Cabecera
 
  CSS DropDown Menu

 

 

 
   
  Ediciones HOAC
Rovirosa   Guillermo Rovirosa fue el impulsor y primer militante de la Hermandad Obrera de Acción Católica (HOAC), a la que dedicó toda su vida desde sus comienzos en 1946 hasta su muerte en 1964.

Rovirosa no fue un teórico, y sus escritos tampoco lo son. A él le preocupaban las condiciones de vida y de trabajo del mundo obrero. Entendía el Evangelio como una propuesta de vida digna y justa para todas las personas y, concretamente, para los trabajadores y trabajadoras. Por ello, sus escritos son una reflexión, no abstracta sino real y concreta, sobre la situaciones de explotación que padecía el mundo obrero. Al conocimiento de la realidad obrera unía la valoración evangélica y la propuesta alternativa de transformación de la misma.

La experiencia del amor incondicional de Dios, manifestado en Jesucristo, marcó toda la vida de Rovirosa, su trabajo en la HOAC y sus escritos. Una experiencia de amor que vivió desde una total confianza en Dios, una comunión eclesial sin fisuras y la dedicación plena a la promoción humana y cristiana del mundo obrero empobrecido.

Para Rovirosa, es totalmente diferente plantearse la vida desde una perspectiva individualista que desde una perspectiva comunitaria, desde la lucha egoísta por la existencia a la cooperación por la existencia. Para los hombres y mujeres del mundo obrero y del trabajo es muy importante tomar conciencia de esa diferencia, para orientar su lucha por su dignidad como personas y como hijos e hijas de Dios.

Es fundamental que quienes creemos en Jesucristo mostremos una forma de vivir y hacer al estilo de Jesús, que promueva el cambio de mentalidad, del estilo de vida de las personas y de la organización de las relaciones sociales y, concretamente, laborales. En este sentido, Rovirosa plantea la vivencia de la Comunión de Vida, de Bienes y de Acción como clave para construir unas relaciones personales y sociales humanas y justas. Una comunión que ha de ser practicada por la Iglesia y la HOAC en su interior y en su relación con los colectivos y personas del mundo obrero, especialmente con los más empobrecidos.

Las reflexiones y planteamientos de Guillermo Rovirosa mantienen viva actualidad en un contexto en el que el sistema de producción y consumo que domina nuestra vida social provoca una creciente precariedad, empobrecimiento y deshumanización, en estos momentos agravada por la actual crisis económica, cargada desigual e injustamente sobre los hombros de los trabajadores y trabajadoras. Creemos que la lectura de sus escritos puede despertar la conciencia y ayudar a descubrir cómo construir hoy estructuras de VIDA acordes con la dignidad humana.

 
       
       
 
     
  Fundación Guillermo Rovirosa y Tomás Malagón.  C/. Alfonso XI, nº 4, 4ª Planta. Madrid 28014. Teléfono (+34) 91 701 40 80.