Resultados de la búsqueda iglesia trabajo decente octubre diocesis

Málaga | Se presenta un libro sobre el papa Francisco y el trabajo

Actividades

Málaga | Se presenta un libro sobre el papa Francisco y el trabajo

09 octubre 2019

El viernes 11 de octubre, a partir de las 19.30 horas, tienen lugar los actos de la Jornada Mundial por el Trabajo Decente en la Diócesis de Málaga.

La parroquia Stella Maris (Málaga) acoge la Eucaristía con motivo de la Jornada Mundial por el Trabajo Decente organizada por la iniciativa Iglesia por el Trabajo Decente (CONFER y HOAC) en Málaga.  A continuación, a las 20:30 horas, Abraham Canales, presentará su libro No os dejéis robar la dignidad. El papa Francisco y el trabajo, que recoge el magisterio del papa Francisco en torno al trabajo hasta el momento. Para darlo a conocer, el autor será entrevistado por la periodista Ana María Medina, de la Delegación Diocesana de Medios de Comunicación y presentadora del programa Periferias de TRECE.

Abraham Canales es responsable de publicaciones de la Hermandad Obrera de Acción Católica. Este libro es una recopilación comentada de textos, a modo de compendio, recoge el compromiso del papa Francisco con el trabajo decente expresado con total nitidez en Evangelii gaudium y en Laudato si’, dos de sus aportaciones de referencia tanto para la Iglesia como para las «personas de buena voluntad» del planeta.

ITD reclama medidas urgentes para que el trabajo decente sea una realidad accesible para todos

Comunicados

ITD reclama medidas urgentes para que el trabajo decente sea una realidad accesible para todos

03 octubre 2019

El manifiesto difundido por Iglesia por el Trabajo Decente, para la Jornada Mundial por el Trabajo Decente del 7 octubre, denuncia cómo el trabajo está lejos de ser un derecho que garantice la dignidad de la persona, mientras aumenta el número de trabajadores y trabajadoras pobres. Convocatorias en las diócesis del país. Imágenes para redes sociales. Etiqueta #DalaChapa

Bajo el lema Frente a la indecente precariedad, trabajo decente, como Dios quiere, las entidades promotoras de la iniciativa Iglesia por el Trabajo Decente (ITD) –Cáritas, Conferencia Española de Religiosos (CONFER), Hermandad Obrera de Acción Católica (HOAC), Justicia y Paz, Juventud Estudiante Católica (JEC) y Juventud Obrera Cristiana (JOC)— lanzan un manifiesto con motivo de la celebración, el 7 de octubre, de la Jornada Mundial por el Trabajo Decente en el que denuncian “la indecente precariedad que sufre el mundo del trabajo” y urgen “a adoptar las medidas necesarias para conseguir que el trabajo decente sea una realidad accesible para todas las personas”.

En el manifiesto, estas entidades recuerdan la apuesta común alcanzada en junio pasado durante la 108ª Conferencia de la Organización Internacional del Trabajo, en la que se celebró su Centenario, “de aprovechar todo el potencial del progreso tecnológico y el crecimiento de la productividad para lograr trabajo decente y desarrollo sostenible, que permitan asegurar la dignidad, la realización personal y una distribución equitativa de los beneficios para todos”.

Efectos de la precariedad laboral

Al mismo tiempo, y en el marco de este 7 de octubre, desde la ITD se pone el foco en los efectos negativos de la precariedad laboral, que se traduce en “vidas truncadas, vulnerables y violentadas de personas explotadas y abusadas por contratos temporales y eventuales, con sueldos que no concuerdan con las horas realizadas, sin seguridad en el puesto de trabajo y sujetos a una flexibilidad que acaba quebrando la dimensión personal de las personas trabajadoras al imposibilitar una verdadera conciliación entre trabajo, familia, descanso, participación social y ocio”.

Como se afirma en el Manifiesto, “seguimos constatando cómo el trabajo está lejos de ser un derecho que garantice la dignidad de la persona, mientras sigue aumentado el número de trabajadores y trabajadoras pobres”.

Testimonio de Alberto

Para poner voz a esta realidad de precariedad y violación de derechos laborales, se recoge el testimonio de Alberto, un joven trabajador que reside en Madrid, quien explica de forma elocuente su experiencia: «Actualmente trabajo 16 horas semanales y cobro 560 euros. La respuesta de mi jefe las veces que le he comentado el tema del salario, de la categoría siempre han sido: “Ahora no es el momento”, “la cosa está muy mal”, “ya ves cómo está la situación, no hace falta que te cuente”, “ahora no hay dinero” […] Encima hay otras personas que insinúan que quizás es que no te esfuerzas lo suficiente, que no has trabajado todo lo que deberías, que tu trabajo no lo es todo para ti y eso lo nota el jefe, que tu currículum no es lo suficientemente amplio, vamos, QUE LA CULPA ES TUYA».

La ITD recuerda las palabras del papa Francisco cuando denuncia que “la dignidad no nos la da el poder, el dinero, la cultura, ¡no! ¡La dignidad nos la da el trabajo!”. Y un trabajo que sea realmente digno, porque hoy, añade, “tantos sistemas sociales, políticos y económicos han hecho una elección que significa explotar a la persona”.

Propuestas

A la denuncia de esta realidad, las entidades promotoras de la ITD plantean cuatro propuestas concretas:

El compromiso de todos los poderes públicos en la construcción de un sistema económico, social y laboral justo, fraterno y sostenible que sitúe a la persona en el centro.

Un trabajo que garantice la dignidad y la justicia, así como el desarrollo integral de la persona, especialmente de aquellas más descartadas y excluidas.

■ Un modelo de trabajo que sea fuente de reconocimiento social y personal, a través de la dignificación de los cuidados, con nuevos planteamientos de políticas sociales, de género y educativas en igualdad entre mujeres y hombres, sin olvidar el derecho a una conciliación real de la vida familiar y laboral.

■ Y un trabajo que sea realmente para la vida, que se realice en un entorno de seguridad y salud, con condiciones que garanticen la integridad física y psíquica de la persona.

En el Manifiesto, las entidades renuevan su compromiso de acompañamiento de “esta dura realidad social y sus efectos deshumanizadores” y su disposición a “estar alerta para denunciar, desde la ternura, la compasión y el estilo de vida de Jesús de Nazaret, la denigración que está sufriendo la persona y el trabajo”.

Sínodo especial para la Amazonía

Concluyen este llamamiento con una referencia al Sínodo especial para la Amazonía, que acaba de comenzar en Roma y cuya temática atañe directamente a la misión y visión de la Iniciativa Iglesia por el Trabajo Decente. “La defensa de la Creación –señalan las entidades— nos involucra directamente en la defensa de unas condiciones laborales dignas para quienes se ven sometidos, bajo escandalosas condiciones de explotación, a prácticas productivas insostenibles con la dignidad humana y el equilibrio medioambiental”.

Todas las diócesis del país han convocado actos reivindicativos y de oración con motivo de la Jornada, que pueden consultarse en esta agenda.

 Documentos de interés 
Manifiesto Jornada Mundial por el Trabajo Decente Frente a la indecente precariedad, trabajo decente, como Dios quiere
Materiales de la convocatoria 2019

 Noticias relacionadas 

■ El Movimiento Mundial de Trabajadores Cristianos (MMTC) reclama priorizar el trabajo decente
■ El sindicalismo abordará la economía de los cuidados en la próxima Jornada Mundial por el Trabajo Decente

 Imágenes para redes sociales 

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

El sindicalismo abordará la economía de los cuidados en la próxima Jornada Mundial por el Trabajo Decente

Internacional

El sindicalismo abordará la economía de los cuidados en la próxima Jornada Mundial por el Trabajo Decente

06 septiembre 2019

La Confederación Sindical Internacional (CSI-ITUC) reclama en la Jornada Mundial por el Trabajo Decente, prevista para el 7 de octubre, que los gobiernos «aumenten la inversión en los cuidados». 

En una breve nota publicada en su página web, el sindicalismo mundial, que representa a 207 millones de trabajadores y trabajadoras de todo el planeta, prepara la convocatoria de una nueva Jornada Mundial por el Trabajo Decente, centrando su reivindicación en el sector de los cuidados para «fomentar el empleo de mujeres y hombres, aumentar el PIB, afrontar los crecientes desafíos demográficos y superar la arraigada discriminación contra las mujeres en el trabajo y en la sociedad».

Fue en el año 2008, siendo secretario general Guy Ryder, actual director general de la OIT, cuando en el congreso fundacional de la CSI se aprobó poner en marcha una jornada de acción mundial para «fortalecer la lucha internacional por los derechos de los trabajadores y contra la pobreza». Comenzaba un proceso histórico de esta organización internacional de trabajadores y trabajadoras para unificar y comprometer en una acción global muy significativa a 331 centrales sindicales nacionales. Este compromiso por el trabajo decente es compartido por la Organización Internacional del Trabajo (OIT) y el Movimiento Mundial de Trabajadores Cristianos, que secundaba además así el llamamiento por una Alianza Global por el Trabajo Decente realizado por san Juan Pablo II (Cf. No os dejéis robar la dignidad)

El trabajo de cuidados en España

El último informe de la OIT El trabajo de cuidados y los trabajadores del cuidado para un futuro con trabajo decente, señala que se generarían un millón de empleos en España atendiendo «los déficits actuales en la prestación de servicios de cuidado y su calidad». El trabajo de cuidados comprende dos tipos de actividades: las actividades de cuidado directo, personal y relacional, como dar de comer a un bebé o cuidar de un familiar enfermo, y las actividades de cuidado indirecto, como cocinar y limpiar.

El cuidado no remunerado es «trabajo» que principalmente realizan las mujeres pero que permanece invisible y no reconocido, tanto es así que en opinión de Manuela Tomei, directora del departamento de Condiciones de Trabajo e Igualdad de la OIT, «en 2018, en España se emplearon 130 millones de horas diarias en trabajo de cuidados no remunerado. Esta cifra equivale a 16 millones de personas trabajando ocho horas al día sin percibir remuneración alguna. España es uno de los países de Europa y Asia Central donde se realiza la mayor parte del trabajo diario de cuidados no remunerado. Si estos servicios se valorarán sobre la base de un salario mínimo por hora, equivaldrían al 14,9 por ciento del PIB del país».

Según esta agencia tripartita de la ONU, España se situará, de aquí al 2030, en el puesto 22 de la clasificación de países con mayores ratios de dependencia de cuidados de personas mayores del mundo, y el puesto 19 de los países de Europa y Asia Central con un 9,1 por ciento. Se prevé que el número de beneficiarios de cuidados en España disminuya de los 10 millones actuales (7 millones de niños y niñas menores de 15 años y 3 millones de personas ancianas) a 8,8 millones (5,6 millones de niños y niñas menores de 15 años y 3,2 millones de personas ancianas). Apostar por una «economía de rostro humano» como puede ser la economía de los cuidados, es una apuesta por el bien común que supone la creación de trabajo decente y el aumento del bienestar social, ambos esenciales en una sociedad decente.

Iglesia por el Trabajo Decente

Por quinto año consecutivo, la iniciativa Iglesia por el Trabajo Decente (ITD), promovida en España por seis entidades de inspiración católica, se suma, impulsa y convoca alrededor del 7 de octubre, en las diócesis del país, un amplio abanico de gestos, actividades y vigilias que quieren promover y visibilizar la importancia de extender en la sociedad y en la Iglesia la defensa del trabajo decente, una cuestión central en la sociedad y esencial para la vida de millones de personas.

ITD vienen insistiendo en la denuncia de las condiciones laborales y sociales actuales que generan «una sociedad desvinculada, en la que cada vez es más difícil hacernos cargo de los que se quedan atrás», como indica el VIII Informe FOESSA, donde además son cada vez más las personas en situación de vulnerabilidad, entre otros factores, por la mala calidad del empleo. La indecente precariedad estructural se ha convertido una obligada forma de vida para millones de trabajadores y trabajadoras, especialmente entre jóvenes y mujeres.

***

Documentos de interés.

El trabajo de cuidados y los trabajadores del cuidado para un futuro con trabajo decente, OIT. Resumen ejecutivo.
■ Invertir en la economía de los cuidados. CSI-ITUC, Grupo de Trabajo sobre Empleo del G20.
■ Los cuidados como problema y solución económica. Por Lina Gálvez, catedrática de Historia e Instituciones Económicas. Tema del mes de la revista Noticias Obreras, marzo 2019.
■  Iglesia por el Trabajo Decente urge priorizar a las personas para descartar la indecente precariedad, mayo 2019.

Iglesia por el Trabajo Decente redoblará sus esfuerzos en 2019 para denunciar la indecente precariedad

Iglesia

Iglesia por el Trabajo Decente redoblará sus esfuerzos en 2019 para denunciar la indecente precariedad

14 febrero 2019

Las entidades promotoras de la iniciativa Iglesia por el Trabajo Decente (ITD) establecen sus prioridades para 2019.

Los ejes de trabajo de este año son: la convocatoria del Primero de Mayo y de la Jornada Mundial por el Trabajo Decente, del 7 de octubre; la elaboración de materiales de sensibilización y reflexión; la incorporación de nuevos adheridos a ITD y el desarrollo de una política de comunicación.

ITD tendrá en cuenta dos momentos importantes: El centenario de la OIT y el XXV aniversario de La Pastoral Obrera de toda la Iglesia de la Conferencia Episcopal Española.

El empleo creado en España, tras cinco años de recuperación económica sigue marcado por la precariedad y la exclusión. Desde 2014, más del 90% de los contratos registrados son de duración limitada, lo que unido al incremento de la volatilidad de los contratos temporales, la reducción de su duración, el aumento del encadenamiento de contratos y de la jornada parcial, nos conduce a un escenario donde «disponer de un empleo ya no es sinónimo de integración», como dice el último análisis de la Fundación Foessa, Exclusión estructural e integración social. Una situación social que se agrava por el elevado y profundo número de personas en situación de desempleo (3,3 millones; 47% con más de 1 año en paro) y con más de 1 millón de hogares (1.052.800) con todos sus miembros activos en paro. (EPA, 4T 2018).

ITD prioriza, para este año, abordar la precariedad laboral, su impacto en la trayectoria vital de los trabajadores y de las trabajadoras, de las familias, y en la propia cohesión social. Articulará, de forma transversal, en todos sus ámbitos de incidencia previstos la denuncia sobre la indecente precariedad que descarta a millones de personas al acceso a un «trabajo decente y no de cualquier modo», en palabras del papa Francisco.

El Primero de Mayo, por segundo año consecutivo

Un primer eje de trabajo será realizar, por segundo año consecutivo, la celebración del Primero de Mayo, fiesta de san José obrero y Día internacional de los trabajadores y las trabajadoras, con la convocatoria de vigilias de oración, la elaboración de un manifiesto sobre el sentido creador del trabajo y para denunciar las causas de la falta del trabajo decente, así como para animar a participar en las actividades convocadas, en esta línea, por las organizaciones sindicales.

Jornada Mundial por el Trabajo Decente, quinto año de convocatoria

Un segundo eje se centrará en la convocatoria de la Jornada Mundial por el Trabajo Decente, el 7 de octubre, para insistir en la importancia de cumplir con el objetivo número 8 de los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la Agenda 2030 relacionado con la extensión del empleo digno, clave para el progreso humano, la reducción del hambre, la pobreza, las desigualdades, y el cuidado de la casa común. Para ITD es el quinto año de consecutivo comprometida con esta jornada, que es además compartida con la Organización Internacional del Trabajo (OIT), el movimiento sindical mundial y el Movimiento Mundial de Trabajadores Cristianos, se convoca en las diócesis del país, durante ese mes de octubre, numerosos gestos y actividades de sensibilización y denuncia.

Comunicación y adhesión

La iniciativa ha diseñado su estrategia de comunicación para ofrecer y acercar las convocatorias, las acciones, los materiales y las reflexiones tanto a la comunidad cristiana como a la sociedad civil. También persiste en su empeño de acercarse a entidades, grupos o realidades parroquiales para presentar sus objetivos, sus tareas y favorecer la adhesión a la iniciativa.

Dos citas importantes para el mundo del trabajo

Además, ITD estará atenta a dos citas importantes para el mundo del trabajo. En el mes de junio, al  «parlamento global» coincidiendo con el centenario de la OIT. Un diálogo iniciado por la OIT desde una orientación que comparte ITD: para un futuro de trabajo decente, es esencial priorizar a las personas. En el mes de noviembre, al cumplirse los 25 años del documento La Pastoral Obrera de toda la Iglesia, de la Conferencia Episcopal Española.

En twitter #IndecentePrecaridad

***

La iniciativa Iglesia por el Trabajo Decente surge en España en el año 2015 haciendo suyo el objetivo impulsado por la Santa Sede, la OIT y organizaciones de inspiración católica, de colocar explícitamente el «trabajo decente para todas las personas» entre los Objetivos de Desarrollo Sostenible.

Novedad editorial | No os dejéis robar la dignidad. El papa Francisco y el trabajo

Kiosco

Novedad editorial | No os dejéis robar la dignidad. El papa Francisco y el trabajo

09 enero 2019

Nuevo libro de Ediciones HOAC. Acceso a su compra.

Esta recopilación comentada de textos, a modo de compendio, recoge el compromiso del papa Francisco con el trabajo decente expresado con total nitidez en Evangelii gaudium y en Laudato si’, dos de sus aportaciones de referencia tanto para la Iglesia como para las «personas de buena voluntad» del planeta. Una constante que ha ido desarrollando en los distintos diálogos realizados con las organizaciones de los trabajadores y con los movimientos populares; en diversas visitas pastorales; y en las principales instituciones políticas, económicas y laborales.

No os dejéis robar la dignidad invita a sumergirse en este pensamiento para seguir profundizando en él y comprometerse en esta «prioridad humana y cristiana», más si cabe cuando el Papa, en este tiempo de profundos cambios en el mundo del trabajo, exhorta a que el trabajo, como actividad creadora que otorga dignidad a la persona, sea la clave esencial con la que situarse en este mundo, rápidamente cambiante, y ayude a lograr una «vida buena», evitando la precarización y el descarte de millones de personas, y favorezca el cuidado de la casa común.

Un libro de ágil lectura que puede ser de utilidad para ofrecer a todas aquellas personas comprometidas en movimientos, entidades e iniciativas de inspiración católica, estas referencias esenciales y seguir profundizando en el magisterio social de la Iglesia. Pero también este libro quiere ser una invitación a todas aquellas personas que luchan a diario por dignificar el trabajo y las condiciones de vida de las trabajadoras y los trabajadores, a conocer, más allá de los prejuicios y recelos, el pensamiento de la Iglesia sobre el trabajo decente y dejarse así inspirar, tal vez, por ideas y enfoques novedosos o redescubrimientos fundamentales a la hora de ejercitar sus compromisos personales y colectivos.

Todos estamos llamados a la conversión personal y a luchar juntos para que el respeto a la sagrada dignidad humana sea una realidad posible, en todas y para todas las personas, cada día. El desafío es de tal magnitud que hacen falta muchas y diversas voluntades que sepan encontrar la unidad en la pluralidad para salvaguardar el valor del trabajo humano.

 

 FICHA TÉCNICA 

No os dejéis robar la dignidad. El papa Francisco y el trabajo
Abraham Canales Fernández (Ed.)

Ediciones HOAC, diciembre 2018. Colección «Cristianismo y sociedad». 
210 páginas. Encuadernación rústica, cosido con hilo. Con solapas. 
ISBN/EAN: 978-84-92787-45-6. Depósito legal: M-39462-2018
Materias: Cristianismo. Ministerio y actividad pastoral cristianas. Líderes y liderazgo cristianos. Sociedad y ciencias sociales. Sociología y Antropología. Empleo y desempleo.
Diseño de portada: Publicaciones HOAC. Foto: Francisco en la visita a la siderúrgica de ILVA (Génova, Italia) © Andreas Solaro. AFP/Getty Images. 
Precio de venta al público 12€ Acceso a su compra.

En twitter: #FranciscoyelTrabajoDecente | @edicionesHOAC

 

 ÍNDICE 

Capítulo 1. El trabajo, clave en el pontificado del papa Francisco. Abraham Canales, responsable de Publicaciones de la HOAC

I. La alegría del Evangelio y el trabajo.
II. Alabado sea, el trabajo decente (clave para el desarrollo sostenible, integrador y solidario).
III. Tierra, techo y trabajo, sobre todo trabajo.
IV. Según los lugares, tiempos y personas: con los trabajadores cristianos.
V. Pastor que huele a oveja.
VI. Asamblea en la siderúrgica.
VII. ¡Donde no hay trabajo, falta la dignidad!
VIII. El domingo, para las relaciones humanas.
IX. Frente al desempleo, solidaridad humana.
X. Justicia juntos.
XI. Persona y trabajo son inseparables.
XII. Libertad, creatividad, participación y solidaridad para un trabajo decente.
XIII. El liderazgo de Francisco, en las instituciones.
XIV. Desempleo e inmigración, dos enormes desafíos.
XV. Una Europa que gire alrededor de la sacralidad de la persona.
XVI. La persona no puede ser un mero engranaje económico.
XVII. Por el planeta y por los pobres.
XVIII. No amemos de palabras sino con obras.
XIX. Un pontificado al servicio de la humanidad sufriente.

Capítulo 2. Discursos, mensajes y cartas del papa Francisco

I. Audiencia general. Plaza de San Pedro, miércoles 1 de mayo de 2013

II. Encuentro con los movimientos populares

A los participantes en el I Encuentro Mundial de Movimientos Populares. Aula Vieja del Sínodo. Martes 28 de octubre de 2014.
Discurso en el II Encuentro Mundial de Movimientos Populares. Viaje apostólico a Ecuador, Bolivia y Paraguay (5-13 de julio de 2015). Expo feria, Santa Cruz de la Sierra (Bolivia), jueves 9 de julio de 2015.
Discurso en el III Encuentro Mundial de Movimientos Populares. Aula Pablo VI, sábado 5 de noviembre de 2016.
Mensaje a la Asamblea General del Movimiento Mundial de Trabajadores. Vaticano, 11 de julio de 2017.

III. Visitas pastorales. Encuentros con el mundo del trabajo

Visita pastoral a Cagliari. Discurso en el encuentro con el mundo laboral. Largo Carlo Felice, Cagliari (Italia), domingo 22 de septiembre de 2013.
Discurso a los dirigentes y obreros de las fábricas de acero de Terni y a los fieles de la diócesis de Terni-Narni-Amelia. Aula Pablo VI, jueves 20 de marzo de 2014.
Visita pastoral a las diócesis de Campobasso-Boiano e Isernia-Venafro. Discurso en el encuentro con el mundo laboral y de la industria. Aula Magna de la Universidad de Molisem (Campobasso), sábado 5 de julio de 2014.
Visita pastoral a Génova. Encuentro con el mundo del trabajo. Establecimiento siderúrgico Ilva, sábado 27 de mayo de 2017

IV. Con las organizaciones de los trabajadores y las trabajadoras

Discurso a los miembros de las Asociaciones Cristianas de Trabajadores Italianos (ACLI), con motivo del 70º aniversario de su fundación. Aula Pablo VI, Ciudad del Vaticano, sábado 23 de mayo 2015.
Discurso a la Confederación Italiana de Sindicatos de Trabajadores (CISL). Aula Pablo VI, Ciudad del Vaticano, miércoles 28 de junio de 2017.
Carta al cardenal Peter K. A. Turkson con motivo de la Conferencia Internacional «De Populorum progressio a Laudato si’. El trabajo y el movimiento de los trabajadores en el centro del desarrollo humano integral, sostenible y solidario. ¿Por qué el mundo del trabajo sigue siendo la clave del desarrollo en el mundo global?», organizada por el Dicasterio para el Servicio del Desarrollo Humano Integral. Ciudad del Vaticano, 23 de noviembre de 2017.

V. Con las instituciones

Mensaje con motivo de la 103ª reunión de la Conferencia Internacional del Trabajo (OIT). Ginebra, 28 de mayo – 12 de junio 2014.
Discurso al Parlamento Europeo. Estrasburgo, Francia, martes 25 de noviembre de 2014.
Discurso a la Organización de las Naciones Unidas (ONU). Nueva York, Viernes 25 de septiembre de 2015.
Mensaje al Foro Económico Mundial. Davos, Suiza, 23-26 de enero de 2018.

Capítulo 3. Jornada Mundial de los Pobres

No amemos de palabra sino con obras. Domingo XXXIII del Tiempo Ordinario, 19 de noviembre de 2017.

Capítulo 4. Nuevos lenguajes

I. Mensajes en la red social Twitter

1. El Evangelio en el trabajo
2. Trabajo decente para todos
3. Trabajo para formar una familia
4. Trabajo y dignidad
5. El tiempo de descanso
6. Luchar por un trabajo decente
7. Trabajar
8. Desempleo y precariedad
9. Valores del trabajo
10. La esclavitud moderna
11. Bendición por los desempleados
12. La santidad del trabajo
13. La santidad del trabajador
14. El trabajo es fundamental

II. Vídeos

Vídeo síntesis de los tres encuentros mundiales de movimientos populares
@elvideodelpapa: Derechos de los trabajadores y los desempleados
Día Mundial de la Justicia Social 2018. Francisco y el mundo del Trabajo

Cronología, línea del tiempo

Bibliografía

Abraham Canales Fernández

Elx (Elche), 1969.

Responsable de Publicaciones de la Hermandad Obrera de Acción Católica (HOAC), de la que es militante desde el año 2004. Director de la revista Noticias Obreras, una mirada cristiana del trabajo humano y el bien común y de la revista ¡Tú! Miembro del grupo de comunicación de la iniciativa Iglesia por el Trabajo Decente.

Ha participado en el III Encuentro Mundial de Movimientos Populares en diálogo con el papa Francisco (Roma, noviembre 2016), siendo integrante del equipo de comunicación. Así mismo, asiste como miembro de la delegación del Movimiento Mundial de Trabajadores Cristianos, a la Conferencia Internacional «De Populorum progressio a Laudato si’. El trabajo y el movimiento de los trabajadores en el centro del desarrollo humano integral, sostenible y solidario. ¿Por qué el mundo del trabajo sigue siendo la clave del desarrollo en el mundo global?» que reunió al movimiento sindical mundial con el Dicasterio para el Servicio del Desarrollo Humano Integral (Ciudad del Vaticano, noviembre 2017). Ha sido el responsable de la oficina de comunicación de la Asamblea General del Movimiento Mundial de Trabajadores Cristianos, celebrada en Ávila (julio, 2017).

Anteriormente ha sido secretario de Comunicación de Comisiones Obreras del País Valenciano entre el año 2000 y 2009.

En twitter: @otromundoesposi

 CATA DEL LIBRO 

EDHOAC116_cata
La iniciativa «Iglesia por el trabajo decente» alerta de la precaria situación laboral que afecta en España a millones de personas

Iglesia

La iniciativa «Iglesia por el trabajo decente» alerta de la precaria situación laboral que afecta en España a millones de personas

03 octubre 2018

Insta a los poderes públicos a derogar las normas que precarizan la vida de las personas y a apoyar la creación de empresas que generen prácticas laborales dignas

Ante la celebración, el 7 de octubre, de la Jornada Mundial por el Trabajo Decente, las entidades promotoras de la iniciativa Iglesia por el Trabajo Decente (ITD) –Cáritas, Conferencia Española de Religiosos (CONFER), Hermandad Obrera de Acción Católica (HOAC), Justicia y Paz, Juventud Estudiante Católica (JEC) y Juventud Obrera Cristiana (JOC)— han difundido un manifiesto en el que alertan de que en España la situación sigue siendo dramática para millones de personas.

Las entidades firmantes denuncian que “nuestro injusto marco laboral y social desplaza y descarta a millones de personas del acceso a un trabajo digno”. Nuestro país ocupa un triste papel de liderazgo en problemas como “pobreza laboral, insostenible desempleo, hogares con todos sus miembros en paro y normalización de la contratación temporal y precaria, por no hablar de la pérdida de la vida o la desprotección de quienes son descartados del trabajo”.

Esta realidad sufriente es consecuencia de la forma como se organiza la sociedad, donde, dice el papa Francisco, «no todos tienen la posibilidad de (…) estar unidos por la dignidad del trabajo, esa sociedad no va bien: ¡no es justa! Va contra el mismo Dios, que ha querido que nuestra dignidad comience desde aquí. La dignidad no nos la da el poder, el dinero, la cultura, ¡no! ¡La dignidad nos la da el trabajo! Y un trabajo digno, porque hoy “tantos sistemas sociales, políticos y económicos han hecho una elección que significa explotar a la persona”».

El apoyo a los objetivos de esta jornada de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), el movimiento sindical mundial (CSI) o el Movimiento Mundial de Trabajadores Cristianos (MMTC) es una constatación de la creciente preocupación global que existe sobre la importancia del trabajo decente.

Ante esta realidad de precariedad laboral para muchas personas, la iniciativa Iglesia por el Trabajo Decente lanza tres propuestas que sirvan para avanzar en un modelo de trabajo decente:

Configurar un sistema económico que conciba el trabajo como un bien para la vida, que ponga en el centro a las personas y al medio ambiente, y que fomente la conciliación con la vida familiar a través de unas relaciones laborales más justas, igualitarias, solidarias y sostenibles.

■ Reclamar el compromiso de los poderes públicos con la construcción de un sistema económico y laboral más justo. Para ello, urge derogar las normas que precarizan la vida de las personas, favorecer el acuerdo mediante el diálogo social y asignar partidas presupuestarias de apoyo a la creación o la transformación de empresas que desarrollen estos criterios y generen prácticas laborales acordes con la dignidad de todos los trabajadores y trabajadoras.

■ Dar visibilidad a aquellas empresas que en su actividad cotidiana están desarrollando estos criterios, para dejar patente que es posible funcionar de otra manera y para que reciban el apoyo de toda la sociedad. Estas experiencias son ejemplos reales de buenas prácticas que nos enseñan caminos de humanización acordes al proyecto que Dios tiene para todos.

El manifiesto concluye con una llamada de las entidades promotoras de la iniciativa Iglesia por el Trabajo Decente a toda la comunidad cristiana a denunciar, primero, la situación de desigualdad en el acceso al trabajo decente y la negación de dignidad que conlleva y, segundo, a apoyar aquellas realidades laborales que favorecen el trato de dignidad y justicia que todas las personas merecen.

Todas las diócesis del país han convocado numerosos actos reivindicativos y de oración con motivo de la Jornada, que pueden consultarse en la web de la iniciativa.

 Documentos de interés 
■ Manifiesto Jornada Mundial por el Trabajo Decente (pdf)
Materiales de la convocatoria 2018
■ Sigue la conversación en redes sociales con la etiqueta #NoEsUnCuento

Jaén | Iglesia en salida por el trabajo decente

Iglesia, Mundo obrero y del trabajo

Jaén | Iglesia en salida por el trabajo decente

02 octubre 2018

HOAC JAÉN.-Durante el pasado fin de semana los y las militantes de la HOAC de Jaén, en el marco de una revisión de vida comunitaria, hemos valorado los avances, dificultades y retos que tenemos como movimiento cristiano especializado en el mundo del trabajo,  y descrito las propuestas de avance en la tarea de la evangelización del mundo obrero más empobrecido en la diócesis de Jaén.

Hemos dialogado sobre como intensificar nuestra participación en el Plan Pastoral Diocesano, ofreciéndonos para abrir camino a la Pastoral Obrera y a la Iniciativa Iglesia Unida por el Trabajo Decente (ITD) en aquellas parroquias de la diócesis que consideren necesario conocer y poner en marcha estos servicios de la Iglesia. También estar atentos a la puesta en práctica del itinerario de la Acción Católica que se va a iniciar en alguna parroquias de nuestra diócesis, ofreciendo nuestra experiencia con movimiento especializado de la Acción Católica española.

Se ha acordado, también, ampliar la difusión del Fondo Diocesano de Solidaridad de la HOAC, destinado a apoyar los conflictos laborales por la mejora de las condiciones de vida de las familias trabajadoras o a organizaciones que apoyen a personas desempleadas con iniciativas de trabajo y, también,  potenciar iniciativas de empleo en nuestra diócesis.

Hemos decidido organizar dos encuentros con personas de nuestro entorno eclesial y social para hablar del conflicto armamento- trabajo y sobre la renta mínima, tan necesaria cuando el trabajo no existe.

También se ha  concretado nuestra aportación, junto con Cáritas y CONFER, en la Vigilia por un Trabajo Decente el sábado, 6 de octubre a las 7 en el Seminario a la que asistirá el Sr. Obispo y nuestra participación  el Círculo de Silencio del 16 de octubre que tendrá como contenido la lectura de microrelatos sobre el trabajo decente.

Presentaremos la HOAC y la ITD en el Seminario y en distintas parroquias de la diócesis, colaborando también con otras  en la difusión, conocimiento y reflexión de la Doctrina Social  de la Iglesia.

Hemos valorado, también, nuestra implicación en el tema de la siniestralidad laboral, su denuncia y el apoyo a las familias que sufren sus consecuencias.

Terminamos con la acción de gracias, sintiéndonos responsables en la tarea comunitaria de acompañar a las personas y familias que sufren la pobreza y la exclusión y, siendo conscientes de que el trabajo decente, el amor al mundo obrero y a la iglesia, la lucha por la justicia, el colaborar a un cambio de mentalidad y de las instituciones haciendo visibles experiencias alternativas en la forma de vivir y trabajar son medios para luchar contra la pobreza y exclusión se resuelva. A ello nos comprometemos como Iglesia en salida.

Jaén, 30 de septiembre, 2018

El trabajo decente no es un cuento

Nota de prensa

El trabajo decente no es un cuento

24 septiembre 2018

Por cuarto año consecutivo, las entidades de inspiración católica que promueven la iniciativa Iglesia por el Trabajo Decente (ITD) se suma a la Jornada Mundial por el Trabajo Decente del 7 de octubre, convocando durante el próximo mes, en las diócesis del país, gestos, actos públicos, vigilias y eucaristías.

Esta jornada es una de las citas claves para ITD, que desarrolla una amplia actividad para sensibilizar y visibilizar la importancia de extender en la sociedad y en la Iglesia la defensa del trabajo decente. ITD favorece estas dinámicas sobre una cuestión central en la sociedad y esencial para la vida de millones de personas: el trabajo humano decente.

Una Jornada Mundial por el Trabajo Decente que es también compartida por la Organización Internacional del Trabajo (OIT), el movimiento sindical mundial y el Movimiento Mundial de Trabajadores Cristianos. ITD extenderá esta convocatoria a las más de 200 entidades adheridas a la iniciativa.

Cuentacuentos: El trabajo decente no es un cuento. Actos públicos, vigilias y eucaristías

Para esta convocatoria de 2018, la iniciativa desarrollará actos públicos de cuentacuentos. Para ello, algunas diócesis han convocado un concurso de cuentos que finalizará con la lectura de aquellos premiados, entorno a la fecha de la jornada mundial. Otras diócesis leerán en sus actos algunos cuentos elaborados para esta ocasión. Así mismo se están organizando charlas, mesas redondas, etc… como en convocatorias anteriores.

Junto a los actos públicos, las diócesis están organizando vigilias y eucaristías para celebrar nuestro compromiso a la luz del Evangelio y vivir la comunión de vida y acción de esta jornada. En la web de ITD están disponibles textos de cuentos, de vigilias y de guion litúrgico, etc.

Material de reflexión

Conforme a sus prioridades anuales, la iniciativa ha elaborado un nuevo material de reflexión titulado El trabajo: un bien de la persona y de la sociedad al servicio de la vida (pdf) y ha actualizado el material de sensibilización Qué es el trabajo decente (pdf). Ambos materiales están orientados para ser trabajados con el método Ver-Juzgar-Actuar, y dirigidos a parroquias, grupos y entidades adheridos a Iglesia por el Trabajo Decente.

Cartas pastorales

La iniciativa se ha dirigido a los obispos de todas las diócesis para invitarles a escribir durante este tiempo de octubre, cartas pastorales dirigidas a las comunidades diocesanas con motivo de esta jornada.

Manifiesto

ITD presentará el próximo 3 de octubre, mediante nota de prensa, el manifiesto de esta Jornada Mundial por el Trabajo Decente, que hará un llamamiento a todos los agentes que participan en la organización política y social del trabajo a reflexionar, a tomar las medidas necesarias y los esfuerzos oportunos para que el trabajo decente sea una realidad universal e inmediata. El manifiesto recoge las reivindicaciones de Iglesia por el Trabajo Decente.

Además, ITD trasladará este manifiesto a la Conferencia Episcopal Española, a través de la Comisión Episcopal de Apostolado Seglar y del departamento de Pastoral Obrera; de la Pastoral de Migraciones; de la Comisión Episcopal de Pastoral Social; al director Organización Internacional del Trabajo (OIT) de la oficina para España y a las secretarías generales de CCOO, UGT y USO.

Redes sociales

Con la publicación del manifiesto, ITD iniciará una microcampaña en las redes sociales para compartir y conversar de esta jornada. Desde el día 3 de octubre lanzará una etiqueta (hashtag) y los contenidos del manifiesto, con mensajes breves y con imágenes adecuadas, desde la cuenta de ITD en Twitter (@IglesiaxTD) y desde los perfiles de las entidades promotoras.

La iniciativa «Iglesia por el Trabajo Decente» define sus nuevas prioridades para 2018

Nota de prensa

La iniciativa «Iglesia por el Trabajo Decente» define sus nuevas prioridades para 2018

20 febrero 2018

Por primera vez, convocarán a celebrar el 1 de Mayo, la fiesta de san José obrero y el Día internacional de los trabajadores y las trabajadoras

Las entidades promotoras de la iniciativa «Iglesia por el Trabajo Decente» (ITD) –Cáritas, Conferencia Española de Religiosos (CONFER), Hermandad Obrera de Acción Católica (HOAC), Justicia y Paz, Juventud Estudiante Católica (JEC) y Juventud Obrera Cristiana (JOC)– han decidido priorizar durante 2018 nuevas dinámicas de sensibilización, visibilización y denuncia sobre el trabajo humano, clave y central en la sociedad y esencial en la vida de millones de personas. ITD prioriza cuatro ejes de intervención, reforzando que el concepto de trabajo decente se extienda «hacia el interior de nuestras organizaciones, hacia la Iglesia en general y hacia la sociedad».

Un eje de intervención está orientado a la celebración de la fiesta de san José obrero y día internacional de los trabajadores y las trabajadoras, el 1º de Mayo que, por primera vez, abordarán conjuntamente. ITD realizará una reflexión comunitaria y elaborará un manifiesto, recogiendo un chequeo del estado del trabajo decente en España, en torno a situaciones como la calidad del empleo, los niveles de desempleo, la pobreza laboral existente, las redes de protección social, los salarios, la seguridad y la salud laboral, la participación de los trabajadores y las trabajadoras en la empresas, el descanso, etc. que configuran el concepto de trabajo decente, y son una preocupación y una prioridad de la Iglesia, en palabras del papa Francisco.

El segundo eje volverá a ser la convocatoria de la Jornada Mundial por el Trabajo Decente, prevista para el 7 de octubre. Por cuarto año consecutivo y con una experiencia desarrollada muy satisfactoria –en 2017 se convocaron más de 100 actos–, ITD se suma a esta jornada que es «lugar común» con la Organización Internacional del Trabajo (OIT), el movimiento sindical mundial y el movimiento mundial de trabajadores cristianos. En este sentido, se realizará una amplia convocatoria en las diócesis del país, de vigilias, de gestos y actividades públicas.

Un tercer eje de dinamización está orientado en la elaboración de nuevos materiales de reflexión y sensibilización sobre la situación laboral, para ser trabajados con el método Ver, Juzgar y Actuar, y que se harán extensibles a parroquias, grupos y entidades vinculadas a la iniciativa Iglesia por el Trabajo Decente.

Un cuarto eje de intervención será el desarrollo de una estrategia de comunicación que favorezca la presencia y la opinión del mensaje de ITD en los medios de comunicación y en las redes sociales.

Finamente, Iglesia por el Trabajo Decente seguirá acercándose a las realidades parroquiales para presentar sus objetivos y favorecer la adhesión a la iniciativa.

***

La iniciativa «Iglesia por el Trabajo Decente» surge en España en el año 2015 haciendo suyo el objetivo impulsado por la Santa Sede, la OIT y organizaciones de inspiración católica, de colocar explícitamente el «trabajo decente para todas las personas» entre los objetivos de desarrollo sostenible en la agenda post-2015.

***

La ventana del mes: Por una nueva cultura del trabajo

Mundo obrero y del trabajo

La ventana del mes: Por una nueva cultura del trabajo

05 mayo 2017

José Luis Palacios | Llega a su fin, tras dos años de andadura, la campaña «Trabajo Digno para una Sociedad Decente», impulsada por la HOAC para denunciar la degradación constante del trabajo y proponer una nueva concepción del mismo que sirva para construir sociedades cada vez más decentes.

La última asamblea general de la HOAC decidió dar prioridad a la defensa de la sagrada dignidad del trabajo y la exigencia moral y social del trabajo decente, a través de una campaña pública de duración bienal, en la que están implicadas todas sus organizaciones diocesanas y para la que se ha pedido apoyo a numerosas organizaciones eclesiales y sociales, así como a personas que sintonicen con esta aspiración.

No es para menos, en la actualidad más de 2.400.000 personas no pueden trabajar, ni reciben ningún tipo de prestación y 667.000 hogares no tienen ingreso alguno. A pesar del crecimiento económico registrado tras el fin oficial de la crisis, la pobreza afecta seriamente a 6,6 millones de personas, mientras que aumenta el número de personas que, a pesar de tener un trabajo, no se libran de verse amenazadas por la pobreza, hasta representar ya casi el 15% de la población con empleo.

La campaña de la HOAC ha servido para organizar más de un centenar de actividades de todo tipo, desde charlas hasta vigilias, pasando por concentraciones públicas, especialmente en torno al Primero de Mayo pero también, aprovechando la coincidencia de objetivos en esta ocasión, alrededor de la Jornada Mundial por el Trabajo Decente del 7 de octubre.

También han sido innumerables los encuentros mantenidos con distintos representantes de la Iglesia, incluidos varios obispos, y de la sociedad civil. Incluso, en colaboración con otros departamentos eclesiales, se han convocado sesiones conjuntas de reflexión y se han abierto líneas de colaboración a largo plazo.

También han sido variadas las iniciativas para entablar contacto con personas y grupos que viven en primera persona el drama del paro y la incertidumbre de la precariedad, como empleadas del trabajo doméstico, trabajadores inmigrantes y mujeres víctimas de la violencia machista por citar algunos ejemplos. En ocasiones, dicha relación ha dado lugar a procesos de acompañamiento que siguen abiertos.

Especial repercusión ha tenido la iniciativa «Iglesia unida por el Trabajo Decente», en la que participa Cáritas, la Conferencia Española de Religiosos (CONFER), Justicia y Paz y Juventud Estudiante Católica (JEC), Juventud Obrera Cristiana (JOC), además de la HOAC.

Las publicaciones de la HOAC, como es lógico, han recogido muchas de estas iniciativas y han servido también para cobijar algunas de las reflexiones elaboradas al calor de la campaña, aportaciones de voces autorizadas que han querido contribuir a completar y profundizar en estos asuntos y la reacción de algunas de las personas decididas a involucrarse en la tarea.

Frente a la mercantilización que se está produciendo del trabajo, la HOAC coincide en señalar la necesidad de conseguir condiciones laborales dignas, de desvincular los derechos sociales del empleo, de fortalecer y renovar el movimiento sindical y de promover ocupaciones sostenibles que sirvan al bien común.

A pesar de que la campaña no es más que una gota en el océano y que el camino por recorrer hasta lograr el respeto a la dignidad del trabajo humano es largo, estos dos primeros años han servido al menos para abrir diálogo, colaborar con otras organizaciones y reforzar algo el compromiso público de la toda la Iglesia con el mundo del trabajo y las personas desempleadas o precarias.

Al llegar el mes de mayo, la campaña «Trabajo Digno para una Sociedad Decente» llega a su punto álgido, lo que ha de servir para aumentar su incidencia pública, reforzar los lazos que han comenzado a tejerse y recapitular las conclusiones y propuestas, fruto de los debates y diálogos mantenidos. Entre la celebración del Día del Trabajo y el Día de la HOAC, fecha especial para reunir a militantes, simpatizantes y allegados sensibles a los padecimientos del mundo obrero, se celebrarán, de nuevo, un sinfín de actos, algunos de los cuales, como ocurre en Andalucía y Castilla y León, de carácter interdiocesano.

Será el fin de la campaña actual con el que se dará paso a otra similar que volverá a insistir también en la urgencia de compartir, primero, el análisis de la situación de degradación que afecta al trabajo, segundo, la reflexión que merece a la luz del Evangelio y la Doctrina Social de la Iglesia, y, tercero, el llamamiento a la solidaridad con las personas y familias que más sufren a causa del paro, la precariedad y la pobreza.

Aunque la economía de nuestro país está logrando volver a la creación de empleo, este es precario, temporal y volátil. En todo el mundo, avanza el empleo atípico tan distinto al trabajo duradero con el que se identificaba la persona trabajadora, con derechos y protección social, y surgen nuevos modelos de relaciones laborales como el trabajo a demanda, el trabajo por proyectos, el autoempleo coordinado a través de aplicaciones informáticas…, al tiempo que se anuncia la gran revolución tecnológica como un riesgo cierto para los puestos de trabajo. La fractura social lejos de cerrarse podría ampliarse dando lugar a sociedades cada vez más deshumanizadas.

Sin embargo, el trabajo, en su esencia más profunda, es la actividad que permite a la persona crear y crearse, donarse y contribuir al desarrollo integral. Para la comunidad cristiana, además, es la característica que nos hace cocreadores de la obra de Dios y a través de la cual estamos llamados a construir su Reino de amor y comunión. Ante el riesgo de mercantilización e instrumentalización, la defensa del trabajo, como dimensión constitutiva del ser humano, requiere de muchos esfuerzos. La HOAC seguirá sumando el suyo.

Día de la HOAC

Durante el mes de mayo, en todas las diócesis, se organizará la convocatoria del Día de la HOAC, que coincide, en esta ocasión, con el final de la campaña. Este día simpatizantes, familias, amigas y amigos, junto a militantes de la HOAC celebrarán una jornada lúdica y reivindicativa en las diócesis del país. Si quieres participar, toda la información estará disponible aquí, en nuestra web.

SUSCRIBIR TU-01

Nuevo libro

Ultimo cuaderno

Redes Sociales

Instagram


© 2020 HOAC.

| Diseño original | DET | Adaptación de ACF | Desarrollado con WordPress | CM/Admo

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies